Actualidad

El arte judaico del siglo V vivo y próspero


de Christophe Lafontaine |  27 de julio de 2018

Fragmento de un mosaico encontrado en 2018 en las excavaciones arqueológicas de Huqoq. Representa a dos exploradores enviados por Moisés al país de Canaán. (foto Jim Haberman)

Las excavaciones arqueológicas en marcha desde hace años en Huqoq, en Galilea (Israel), han sacado a la luz nuevos testimonios del período bizantino. Provienen de una sinagoga ricamente decorada.


Contrariamente a lo que se ha creído hasta hoy, el siglo V d.C, un período de expansión para el cristianismo, también fue un tiempo fructífero para el arte visual en Tierra Santa. Esto es confirmado por las excavaciones arqueológicas llevadas a cabo en los últimos años en el sitio de Huqoq, en la Baja Galilea. Se pensaba que el arte figurativo judío de la época evitaba representar imágenes de seres animados. En cambio, "los mosaicos que decoran el suelo de la sinagoga Huqoq revolucionan nuestra comprensión del judaísmo de esa época", explica Jodi Magness, director de las excavaciones en ese sitio arqueológico y profesor de la Universidad de Carolina del Norte-Chapel Hill.

El último ejemplo en términos de tiempo que proviene de la antigua aldea judía es un fragmento de mosaico que representa a dos hombres que transportan uvas en una pértiga. El hallazgo fue descubierto recientemente por un equipo de arqueólogos (especialistas y estudiantes) bajo la dirección de Magness. El descubrimiento de este mosaico es el último de una larga serie iniciada en 2012 en el pueblo mencionado dos veces en el Antiguo Testamento: en el libro de Josué (19, 34) y en el Primer Libro de las Crónicas (6, 60).

Los mosaicos del siglo V están bien conservados, tanto en los detalles como en el conjunto. Ellos representan: (el juez de Israel) Sansón y los zorros (el episodio se cita en el libro de Jueces en el capítulo 15 versículos 4-5); Sansón levanta la puerta de Gaza sobre sus hombros (Jueces, 16); el diluvio y el arca de Noé; el paso de Israel al Mar Rojo, con los soldados del faraón siendo devorados por un gran pez, similar al que se tragó al profeta Jonás en un mosaico desenterrado el año pasado, junto con otro que representa la torre de Babel. El que tiene la figura de Jonás sería el mosaico más antiguo que hasta ahora se conoce representando el pasaje bíblico en una antigua sinagoga en Israel.

Otros mosaicos temáticos profanos (estaciones, querubines y cupidos) decoran las inscripciones hebreas, así como figuras humanas (una de las cuales sería un retrato de Alejandro Magno), de animales (en particular, un elefante, del cual no hay rastro en el Torá), y a sujetos mitológicos (Helios, el dios del sol, está representado en una cuadriga rodeada por los signos del zodíaco). Las excavaciones de Huqoq, con su gran cantidad de hallazgos, están bajo la dirección conjunta de la Autoridad de Antigüedades de Israel y la Universidad de Tel Aviv.

Una declaración emitida el pasado 9 de julio por la Universidad de Norteamérica involucrada en el proyecto de excavación, explica que "el antiguo arte judaico a menudo se considera anicónico y carente de imágenes, pero estos mosaicos multicolores, ricos en escenas, son evidencia de una rica cultura visual, así como el dinamismo y la pluralidad dentro del mundo judío al final de la era romana y en la época bizantina". El descubrimiento de estas coloridas, variadas y grandes representaciones, indica que los aldeanos habían decorado minuciosamente su sinagoga. Signo de prosperidad en un período de efervescencia cristiana en Tierra Santa a principios del siglo V; un signo que contradice la teoría de que la cultura judaica iba en declive en la región en ese período.

Entrevistado por The Times of Israel, Jodi Magness explica que "las fuentes rabínicas indican que Huqoq prosperó en los períodos romano y bizantino tardío (siglos IV y V)". El maestro señala que la aldea en el norte de Israel se menciona en el Talmud de Jerusalén (obra completada en el siglo IV d.C) donde se menciona la cultura de la mostaza.

El mosaico descubierto más recientemente, que representa a los dos portadores de fruta, es parte de "la colección de mosaicos más rica y diversa jamás encontrada en una antigua sinagoga", explica la profesora Magness en el comunicado publicado por su universidad. El mosaico se localizó a lo largo del ala norte del edificio religioso de Huqoq y es parte de una serie dividida en dos filas de paneles ilustrados y acompañados por inscripciones en hebreo.

Los dos portadores de uva representados son parte del grupo de los doce exploradores enviados por Moisés para inspeccionar la Tierra Prometida. La escena se refiere directamente al pasaje del libro bíblico de los Números (13, 20-23) en el cual Moisés quiere saber si muchas personas viven en Canaán, si la tierra allí es fértil y si los frutos son buenos.

En el extremo norte del ala este de la sinagoga también se ha descubierto un tocón que termina con la expresión Amen selah, "Amén para siempre".

Otro hallazgo significativo y raro, dentro de la sinagoga, son las columnas que se han mantenido intactas, enlucidas y pintadas con motivos vegetales rojos, naranjas y amarillos. Ellos también datan de la misma época que los mosaicos.

Por el momento, los mosaicos se han llevado a otro lugar para su conservación y restauración, mientras que el área de excavación ha sido cubierta nuevamente. La expedición arqueológica debe reanudar su trabajo en el verano de 2019. Y es prometedor.

El Pilar, raíz de nuestra fe y vínculo con la Tierra Santa

La celebración de Nstra. Sra. la Virgen de El Pilar, se extiende más allá de los países hispanos y tiene su presencia también en Tierra Santa.

El Medio Oriente en la ONU, se hace eco desde Nueva York

Entre los muchos temas abordados desde el 25 de septiembre hasta la apertura de los trabajos de la Asamblea General de las Naciones Unidas, muchos han tocado el tema del Medio Oriente. Confrontación de puntos de vista.

Desde el Palacio de Cristal se mira a Oriente Medio.

Los jefes de estado y de gobierno de muchas partes del mundo se reúnen en Nueva York para la inauguración de la 73 sesión de la Asamblea General de la ONU. ¿Noticias sobre el Medio Oriente?

Israel abre sus puertas a mil Falas Hamura etíopes

El 17 de septiembre, el primer ministro israelí otorgó el derecho de inmigrar a Israel a mil judíos de Etiopía, cristianizados en el siglo XIX.  Por lo tanto, pueden reunirse con los miembros de su familia.