Actualidad

El Santo Sepulcro cerrado en protesta


 Redacción |  25 de febrero de 2018

El patriarca greco-ortodoxo acompañado del Custodio de Tierrra Santa y de un representante del Patriarca armenio lee la declaración delante de la Basílica cerrada (foto MAB/CTS)

Los responsables religiosos de la Basílica del Santo Sepulcro han decidido el gesto extremo para contestar algunas decisiones de las autoridades israelíes. En el cementerio, se lee una dura declaración común.


El Santo Sepulcro no recibirá más peregrinos hasta nuevo aviso. Hoy 25 de febrero de 2018, los jefes de las Iglesias de la situación actual, después de haber leído un comunicado conjunto, han procedido al cierre de la basílica en señal de protesta extrema contra las autoridades israelíes.

El Patriarca griego-ortodoxo de Jerusalén, Teófilo III, el custodio de Tierra Santa, fray Francisco Patton, y -a través de un representante- el patriarca armenio Nourhan Manoughian, se han presentado en la explanada delante de la basílica para hacer pública una nueva declaración conjunta, leída frente a las vallas de la entrada.

En el texto, a una sola voz, los tres eclesiásticos expresan su "gran preocupación" frente a lo que consideran una "campaña sistemática y agresiva" que "tiene como objetivo debilitar la presencia de los cristianos en Jerusalén." Señalando con el dedo las decisiones contrarias a nivel municipal de la Ciudad Santa para obligar a las iglesias a pagar impuestos como "una flagrante violación del status quo existente", la declaración también se refiere "al proyecto de ley sobre la tierra de las iglesias", que está siendo examinado por el Knesset, el parlamento israelí.

Un proyecto que las iglesias definen como "una ley discriminatoria y racista, que mira únicamente a las propiedades de las comunidades cristianas en Tierra Santa". De hecho, normas similares "permitirían la posible expropiación de las tierras de las iglesias", subrayó la declaración, añadiendo: "Esto nos recuerda las leyes de similar naturaleza que fueron adoptadas contra los judíos en los períodos más oscuros de Europa."

El tono de las iglesias sube un poco con respecto al primer comunicado del 14 de febrero cuando el alcalde Nir Barkat había congelado las cuentas bancarias de las iglesias, por lo que es más difícil, de hecho, la continuación de su misión en la ciudad, y la acogida de los peregrinos y la gestión de escuelas. "Estas acciones violan los acuerdos existentes y las obligaciones internacionales que garantizan los derechos y privilegios de las Iglesias", afirman los tres eclesiásticos. "Junto con todos los líderes de las iglesias de Tierra Santa estamos unidos, firmes y resueltos a proteger nuestros derechos y nuestros bienes", concluye la declaración.

Ante las miradas de sorpresa de los peregrinos y turistas que llegaron hoy al corazón de Jerusalén, la puerta de la Basílica del Santo Sepulcro permanece cerrada.


 A continuación la declaración  

                                     Declaración sobre amenazas municipales y sobre la discriminación

 "Ley sobre tierras eclesiásticas"

Nosotros, los responsables de las Iglesias del Santo Sepulcro y el status quo que gobierna los diversos lugares santos cristianos en Jerusalén –el Patriarcado griego ortodoxo, la Custodia de Tierra Santa y el Patriarcado Armenio - seguimos con gran preocupación la campaña sistemática en contra de las Iglesias y las comunidades cristianas en Tierra Santa, en flagrante violación del Status Quo actual.

Recientemente esta campaña sistemática y ofensiva ha alcanzado niveles sin precedentes cuando la municipalidad de Jerusalén emitió avisos de cobro escandalosos y obtuvo la confiscación de bienes, propiedades y cuentas bancarias de las iglesias por supuestas deudas de impuestos municipales punitivos. Una medida que es contraria a la posición histórica de las iglesias en el seno de la Ciudad Santa de Jerusalén y sus relaciones con las autoridades civiles. Estas acciones rompen los acuerdos existentes y las obligaciones internacionales que garantizan los derechos y privilegios de las iglesias, en lo que parece ser un intento de debilitar la presencia cristiana en Jerusalén. Las principales víctimas de todo esto son las familias pobres que permanecerán sin comida y refugio, además de los niños que no podrán ir a la escuela.

La sistemática campaña de abuso contra las iglesias y los cristianos ahora alcanza su punto máximo mientras se promueve una ley discriminatoria y racista que solo apunta a las propiedades de la comunidad cristiana en Tierra Santa. Esta ley repugnante está siendo examinada hoy por una comisión ministerial que, de aprobarse, haría posible la expropiación de las tierras de las iglesias. Esto nos recuerda las leyes de similar naturaleza  que fueron adoptadas contra los judíos en los períodos más oscuros de Europa.

Este ataque sistemático y sin precedentes contra los cristianos en Tierra Santa viola gravemente los derechos más fundamentales y soberanos adquiridos desde antiguo, pisoteando la delicada red de relaciones de décadas entre las comunidades cristianas y las autoridades.

POR LO TANTO, recordando la Declaración de los Patriarcas y Jefes de Iglesias Locales en Jerusalén del 14 de febrero de 2018 y su declaración previa de septiembre de 2017, como medida de protesta, hemos decidido este paso sin precedentes para cerrar la Iglesia del Santo Sepulcro.

Junto con todos los Jefes de las Iglesias de Tierra Santa estamos unidos, firmes y resueltos a proteger nuestros derechos y nuestras propiedades.

Que el Espíritu Santo escuche nuestras oraciones y traiga una solución a esta crisis histórica en nuestra Ciudad Santa.

 Theophilos III - Patriarca de Jerusalén

 Francesco Patton - Custodio de Tierra Santa

 Nourhan Manougian - Patriarca armenio de Jerusalén

 

 


«Estado judío de Israel, una ley inconcebible»

Con una declaración emitida el 30 de julio, el Patriarcado Latino de Jerusalén se une a las voces críticas sobre la ley del "Estado-nación de Israel del pueblo judío" aprobadas el 19 de julio.

El Líbano vuelve a ser un destino de peregrinación (revive un antiguo monasterio de cuevas)

En 2019, el Vaticano devolverá al País de los cedros a la lista oficial de destinos de peregrinación, mientras que la Iglesia Maronita reabre uno de sus lugares más antiguos de culto.

Inaugurada la sección arqueológica del MuseoTerra Sancta

El Museo Tierra Santa está tomando forma en Jerusalén.El pasado 27 de junio se abrió la sección arqueológica, fruto de las excavaciones y el estudio de los franciscanos.

En Jordania el pan más antiguo del mundo

Habría sido cocinado hace 14.400 años por personas que todavía ignoraban la agricultura.  Migajas de este pan de cereales sin levadura han salido a la luz en las excavaciones arqueológicas de Shubauyqa.